sábado, 10 de febrero de 2024

Opaito-Cecilio Olivero Muñoz


 Opaito, opaito, ¿en qué momento vamos a morir?

Y el padre contestó con semblante serio:

—En el recuerdo preciso en el instante donde lograste vivir 

siendo verdaderamente feliz.

Debes saber que la muerte entra por la boca.

La mala y la buena comida son las raíces

 de las enfermedades.

La salud mental entra y sale por la mirada 

y por el oído solitaria e impura entra. 

No te obsesiones con la libertad

y serás feliz, busca tu libertad 

y te meterás tú solo en tu propia jaula. 

Busca empatía y conmiseración y hallarás

amistad y buenos amigos. 

Opaito, ¿de quién aprendiste eso?

El padre dijo: —De la mejor universidad,

la vida misma.

Opaito, ¿cómo se es feliz?

El padre contesta: —Vivir sin mirar, 

oír para callar, hablar para no oír,

y no ver para escuchar.

La vida nos enseña no por lo que estudiamos

sino por lo que aprendimos. 

 

No hay comentarios: